Pozos con baldrich

El 13 de diciembre de 1907 es recordado como el día del descubrimiento del petróleo en la Republica Argentina, cuando una perforadora descubrió un yacimiento de este recurso en Comodoro Rivadavia, provincia de Chubut. Luego de este hecho, se desataría la larga historia del desarrollo de la industria petrolífera argentina, desarrollada primero por los Ingenieros Huergo, Krause, Newbery, para que luego aparezcan en escena el Gral. Ing. Mosconi y el Gral. Ing. Alonso Baldrich, quienes bogarían por la total nacionalización del recurso y su total explotación y comercialización en manos del Estado Nacional através de Yacimientos Petrolíferos Fiscales.

Baldrich sobre la importancia de la industria petrolera estatal

Pero el desarrollo de esta historia no fue tan simple ni lineal, ya que los defensores de que el estratégico recurso quede en manos de todos los argentinos tuvieron que batirse sin tregua contra los intereses monopólicos del capital trasnacional, como lo eran en ese momento la Standard Oil (Estados Unidos) y la Royal Dutch Shell (Inglaterra).

Sin embargo, contra todos los pronósticos y malos augurios de la prensa adicta a uno u otro monopolio, que llegaban incluso a despreciar las capacidades de los argentinos insistiendo en que no contábamos en esta tierra con capacidad técnica, capitales ni organización como para llevar adelante tal empresa, la gestión patriota de estos dos Generales logró en solo siete años y con apenas $12.000 en la cuenta bancaria de YPF al comenzar, alcanzar una cota de producción equivalente al tercio de la energía consumida por el país, construir una de las 10 refinerías mas grandes del mundo en La Plata (además de otras mas chicas), comenzar a comercializar directamente sus productos, adquirir una flota propia para el transporte de los yacimientos a la refinería y los centros de consumo, pasar a ser uno de los poco países del mundo que, a pesar de nuestra extensión, contaba con un precio unificado de los combustibles en todo el país (evitando sobreprecios que podían llegar al 1000% en zonas alejadas), lograr una importante reducción en los precios de venta al publico, obligando a su vez a los privados a bajar sus precios y deteniendo así la clásica espiral inflacionaria (que no respondía a un alza en los costos, sino mas bien, al solo fin de percibir aun mas ganancias a costa del pueblo), y promoviendo con francas posibilidades de éxito lo que le terminaría costando el gobierno al Dr. Yrigoyen, la nacionalización total del recurso.

Sobre el golpe de 1930 por parte del Gral. Félix Uriburu contra el Presidente Yrigoyen, que desterraría del poder al primer presidente calificado como “Nacional y Popular” y que a su vez provocaría la renuncia del Gral. Ing. Mosconi a la Dirección General de YPF ante su negativa a trabajar para un gobierno de facto, ya hemos hablado en una nota anterior: “Un golpe con olor a petróleo”, disponible en aquí. Aún así, nos gustaría resaltar la grosera política antiestatal llevada a cabo durante la década infame, cuando las explotaciones privadas gozaron de un aumento de producción que se media entre el 50% y el 100%, mientras que la explotación estatal solo aumento en un 10%, contrastando así esta desastrosa gestión regida por intereses monopólicos con la brillante gestión patriota del Gral. Ing. Mosconi.

En este día del petróleo, creemos que es de gran interés destacar que, contrariamente a lo que se suele escuchar, ya existían yacimientos de este recurso en la Argentina, conocidos desde tiempos inmemoriales. Se trata del petróleo del noroeste, habiendo sido intentada su explotación por parte de distintos emprendedores argentinos, todos con una misma suerte, denunciada en la Cámara de Diputados en el año 1891 por el Diputado Nacional Osvaldo Magnasco de la siguiente manera:

“Jujuy y Mendoza, y sobre todo la primera, esta empeñada desde hace 17 años en la explotación de una de sus fuentes mas ricas de producción: sus petróleos naturales. No bien llega a oídos de la empresa de ferrocarril la exportación de una partida a Buenos Aires a cualquier punto, se alza inmediatamente la tarifa, se alza como un espectro y se alza tanto que el desfallecimiento tiene que invadir el corazón del industrial mas fuerte y emprendedor”.

El problema era el siguiente: el petróleo nacional podía competir contra el codiciado carbón inglés, fuente de energía e incluso de gas para los alumbrados públicos, quedando demostrada de esta manera la forma de actuar que tuvieron, tienen y pretenderán tener estos capitales en nuestro país, siendo imposible tomar como casualidad que, tras el descubrimiento de petróleo en Comodoro Rivadavia, tal como denuncia Raúl Scalabrini Ortiz en su libro “Política Británica en el Río de la Plata”, Inglaterra haya formado una compañía integrada en su mayor parte por capitales ferroviarios con actuación en la Argentina. Se trataba de la “Argentine Gulf Oil Synicate Ltd.”, que ya para 1910 poseía una reserva de 81.000 hectáreas en la zona.

En consonancia con esto y para conmemorar a aquellos argentinos que con magros recursos, mucho coraje y con la opinión “calificada” en contra, lograron levantar una industria de características excepcionales para el bienestar de su pueblo, nos declaramos como militantes por la nacionalización total del recurso que pertenece al Pueblo, así como por la explotación integral del mismo por Yacimientos Petrolíferos Fiscales, prestando nuestro apoyo total a aquellas iniciativas tendientes a este fin y a la recuperación del 100% de nuestra empresa petrolera de bandera por el Estado nacional, pionera entre todas las petroleras estatales del mundo.

 

En nuestra Biblioteca Digital se encuentra el libro “El petróleo argentino” del General Enrique Mosconi

Manuel Ugarte sobre los Estados Unidos del Sur

Manuel Baldomero Ugarte nació en Buenos Aires el 27 de febrero de 1875. Escritor, diplomático y político antiimperialista, murió en Niza, Francia, el 3 de diciembre de 1951. Tanto su vida como su obra fue silenciadas por la cultura oficial argentina y el establishment durante generaciones.
Partidario de la explotación estatal de los recursos naturales y del desarrollo industrial intenso, comprendió que no era posible un gran crecimiento de las fuerzas productivas en los estrechos marcos de cada uno de los veinte estados latinoamericanos. Su idea de la unificación —el gran mercado interno para la gran industria en desarrollo— se liga pues al propósito de rescatar a la América Latina del atraso económico en que se hallaba en 1900 —y aún se halla— y conducirla a un estado económico-social superior. Pero comprendió también que la posibilidad de esa unificación y de ese crecimiento estaba estrechamente ligada al logro de la liberación nacional. Para que la Patria fuese Grande debía ser Libre.

Su libro “LA NACIÓN LATINOAMERICANA”, con prólogo de Norberto Galasso, disponible para descargar en nuestra Biblioteca Digital.

Vuelta de Obligado

“Esta contienda es, en mi opinión, de tanta trascendencia como la de nuestra emancipación de España.” Palabras del Gral. San Martín a Juan Manuel de Rosas

Conmemoramos la Batalla de la Vuelta de Obligado del 20 de noviembre de 1845, a 169 años de aquella heroica defensa de nuestra soberanía por parte del ejército de la Confederación Argentina a las órdenes del gran General Lucio Mansilla y el pueblo de San Pedro, frente a la flota imperialista anglo-francesa.

Sobre la Batalla de la Vuelta de Obligado recomendamos el siguiente video del Canal Encuentro:

La finalidad del imperialismo inglés y francés era imponer la libre navegación de los ríos internos del continente. Esta contradicción de “imposición de la ‘libertad’ por medio de la fuerza”, recuerda a las invasiones estadounidenses a Medio Oriente para apoderarse del petróleo, entre otros objetivos. Volviendo al siglo XIX, el liberalismo buscaba condenar a Latinoamérica a la dependencia económica eterna, la gesta patriótica de Obligado le puso freno.

Años más tarde traidores como Urquiza y cipayos como Mitre, entre otros, se encargarían de realizar la tarea encomendada por Inglaterra y Francia. Créase o no, la historia mitrista presenta en las escuelas, incluso actualmente, a la libre navegación de los ríos como una victoria argentina y olvida deliberadamente propagar la batalla de la Vuelta de Obligado.

Muy por el contrario, don Arturo Jauretche en su obra “Manual de Zonceras Argentinas” (disponible en aquí), explica que la libre navegación de los ríos fue una derrota aplastante enseñada como una victoria:

“La libertad de los ríos nos había sido impuesta después de una larga lucha en la que intervinieron Francia, Inglaterra y el Imperio de los Braganzas. Continuar leyendo

YPF HIDROCARBUROS

Hace casi 2 años y 7 meses recibíamos la excelente noticia de que el Pueblo argentino recuperaba parte de su empresa petrolera. Se nacionalizaba el 51% de las acciones de YPF S.A. a través del proyecto de ley impulsado desde el Gobierno Nacional. Aquella emblemática empresa estatal creada durante el gobierno popular de Yrigoyen y dirigida por el General Enrique Mosconi en el período 1922-1930, volvía a manos del Estado y la noticia fue tomada con mucha alegría.

Esta importantísima conquista, dio frutos a corto plazo bajo la gestión estatal: YPF multiplicó por cuatro los pozos de exploración, respecto del promedio de los tres años anteriores a la expropiación, y aumentó la perforación de pozos de explotación en un 33 por ciento; de 290 anuales entre 2009-2011 a 384 en 2012. A pesar de que el propio proyecto de ley declaraba tener como objetivo “la obtención de saldos exportables”, el aumento de las perforaciones trajo aparejado el incremento de producción de petróleo con miras al autoabastecimiento de manera autónoma.

Así, el mito liberal de la ineficiencia estatal cayó estrepitosamente, como lo hizo, salvando las distancias, cuando la Y.P.F. de Mosconi tomó el control del mercado petrolífero en 1929, redujo a valores populares el precio de la nafta y cumplió su promesa de romper con los trusts petrolíferos imperialistas.

La política nacional energética, impulsada por la Presidenta de la Nación, se contraponía a la nefasta privatización de Y.P.F. en los años ’90 orquestada desde el Consenso de Washington y ejecutada por el infame presidente Carlos Menem, hoy Senador de la Nación. El modelo privatista de las concesiones petroleras a las empresas extranjeras parecía derrotado.

En julio de 2013 , la empresa 51% estatal firmó un acuerdo por ciertos yacimientos no convencionales en Neuquén que, lamentablemente, no sigue los principios de independencia económica que abrazaba el General Mosconi, quién declaraba que “No son hombres y capitales con semejantes características los que propenderán a la felicidad de los habitantes de la Nación de que habla nuestra liberal Carta Magna; por el contrario, con ellos empieza a germinar en el país futuras y no muy lejanas perturbaciones económicas y políticas. Por ello considero perjudicial el predominio que pretenden y la injerencia que se quiere otorgar a las compañías extranjeras”.

A principios de este año, el Gobierno Nacional se enfrentó a la especulación de ciertos grupos empresarios, en los que se destaca la petrolera Shell, empresa al servicio de la corona británica y heredera de la Standard Oil Company, que justamente los generales del petróleo Mosconi y Baldrich habían jurado expulsar del país. En tal ocasión desde La Baldrich manifestamos nuestro apoyo al Poder Ejecutivo en la toma de medidas tendientes a la nacionalización de dicha petrolera extranjera.

Como entusiastas defensores de la Constitución Peronista de 1949, específicamente de su Art. 40 que rezaba “Los minerales, las caídas de agua, los yacimientos de petróleo, de carbón y de gas, y las demás fuentes naturales de energía, con excepción de los vegetales, son propiedad imprescriptibles e inalienables de la Nación”, hubiéramos recibido con alegría la sanción de la nueva ‘Ley de Hidrocarburos’ si ésta profundizara las medidas tendientes a la monopolización de las áreas petroleras por parte de YPF. Si bien le otorga en cierta medida a la Nación mayor control por sobre los hidrocarburos, se incorpora el artículo 18 a la ley 17.319, a contramano de los procesos en pos de la nacionalización hidrocarburífera de 1922-1930, 1949, 1963 y 2012. Este artículo confiesa:

“Las Provincias y el Estado Nacional, cada uno con relación a la exploración y explotación de los recursos hidrocarburíferos de su dominio, no establecerán en el futuro nuevas áreas reservadas a favor de entidades o empresas públicas con participación estatal, cualquiera fuera su forma jurídica. Respecto de las áreas que a la fecha hayan sido reservadas por las autoridades Condecentes en favor de entidades o empresas provinciales o nacionales con participación estatal, cualquiera fuera su forma jurídica, pero que a la fecha no cuenten con contratos de asociación con terceros, se podrán realizar esquemas asociativos, en los cuales la participación de dichas entidades o empresas provinciales durante la etapa de desarrollo será proporcional a las inversiones comprometidas y que efectivamente sean realizadas por ellas.”

Esto implica que YPF no podrá monopolizar nuevas áreas petroleras, quedando éstas para inversionistas privados, en su mayoría extranjeros. Se contradice la experiencia de los Generales del Petróleo, que demostraron empíricamente hace 85 años que la política de Y.P.F. frente al capital privado, y especialmente el extranjero, debía ser fustigadora, dado que la asociación con dichos inversores no es compatible con la independencia económica, que años más tarde proclamaría el General Juan Perón para garantizarle a los habitantes de nuestro suelo la Justicia Social. Al respecto también se pronunciaría el General Alonso Baldrich, compañero de Mosconi: “En todas partes se cree como dogma económico que el capital extranjero es indispensable para el desarrollo de los recursos naturales, y nadie parece advertir que ese desarrollo hace rico a los extranjeros y deja más pobres que antes a los naturales; y que lo que se necesita es la organización interna del propio capital”.

Resulta desafortunado el articulo 17, que modifica al art. 61 de la ley 17.319, ya que dice que respecto del pago de bajas regalías, que éste se efectuará conforme al precio del petróleo crudo en boca de pozo, y atribuye a las petroleras concesionarias la facultad de declarar su valor, dejando a la autoridad de aplicación de la ley, la Secretaría de Energía, relegada a un segundo plano en el cual sólo se limita a formular objeciones. En el articulado de la vieja ley 17.319 la Secretaría de Energía se encargaba de determinar el precio del crudo.

Cierto es que la aplicación de la nueva ley significaría más competitividad en los negocios petroleros y propiciaría el posible ingreso de divisas en el corto plazo por la promoción de millonarias inversiones. Pero en poco podrá beneficiar esto al conjunto del Pueblo argentino si el único anhelo de las inversiones extranjeras, en su desmesurada ambición, es el acaparamiento exponencial de riquezas sin consideración alguna. Con respecto a esto, en sintonía con Baldrich, el patriota Adolfo Silenzi de Stagni explicaba que: “La experiencia demuestra que el capital extranjero genera en el mediano y largo plazo un flujo mayor de salida de divisas del que realmente ingresa. En otros términos el efecto de las inversiones directas de las transnacionales es el de la transferencia neta de recursos hacia el país de origen de esos capitales y, por tanto, el de una descapitalización incesante de los países subdesarrollados.”

Volviendo al tema del autoabastecimiento, en los fundamentos del proyecto de la nueva ley se esgrimía que sin inversiones privadas “no existe soberanía hidrocarburífera efectiva” (Folio 2) y que la asociación con capitales de características antes mencionadas tiene como fin “alcanzar en el menor plazo posible el autoabastecimiento”. Consideramos que los pedidos de socorro al extranjero para garantizar el abastecimiento son innecesarios, dado que el Estado, además de que evidentemente poseer el capital suficiente, tiene enorme capacidad de gestión y el Pueblo argentino dispone de las capacidades científico-tecnológicas para, mancomunados, lograr por nuestros propios medios el ansiado autoabastecimiento.

Si algo fue posible en el pasado, es posible en el presente y será posible en el futuro, por ello Y.P.F. S.E. en manos del Estado Nacional puede y debe monopolizar la exploración, explotación, transporte, distribución y comercialización del combustible, como así también puede desarrollar la tecnología para explotar responsablemente los distintos yacimientos. Es una decisión política la prohibición de concesiones a petroleras extranjeras y el fortalecimiento de YPF, debido a que en esta hermosa Patria sobran capacidades y el capital para hacerlo, como demuestra el Gobierno Nacional actualmente en materia ferroviaria con la construcción nacional de 1050 vagones de carga.

Finalmente, desde La Baldrich, consideramos que las siguientes palabras de Raúl Scalabrini Ortiz conservan absoluta vigencia: “El verdadero capital que necesitamos es la movilización de la iniciativa y el trabajo argentinos”
Continuar leyendo

Luciano Arruga

El precio por decir ¡NO!

Luciano Arruga: asesinado por joven, pobre y por negarse a robar para la policía

Hoy apareció sin vida el cuerpo de Luciano Arruga. La noticia (ver al pie) nos rememora las peores épocas de nuestro país, ya que no les bastó con golpearlo porque fue digno, no les alcanzó con asesinarlo; fingieron un accidente de transito y lo enterraron como NN. Las negligencias no alcanzan para explicar este hecho.
Luciano será recordado por su dignidad infinita que lo llevó a sostenerse, obstinadamente, en la negativa a robar para la policía bonaerense. Expresó, en ese acto individual, la dignidad de su Pueblo, a veces anónima, del que se arriesga a perder el trabajo por defender a un compañero y, a veces pública, que tiene una larga data en los sectores populares, desde aquellas mujeres prostitutas que se negaron a acostarse con los que habían fusilado a los trabajadores de la patagonia hasta los que preservaron, también obstinadamente, a sus compañeros y guardaron silencio aún en brutales momentos de tortura, lo que significo, para muchos, la posibilidad de huir de la dictadura.
Ahora nos queda honrar su memoria, siguiendo su ejemplo en un mundo donde se nos invita a elegir el camino del individualismo, de escalar, pragmáticamente, olvidando cada vez más la existencia de los valores que nos hacen libres.
Por otro lado, entendemos que sólo la justicia repara y redime, es por eso que nuestra tarea es no bajar los brazos hasta que todos los responsables directos e indirectos sean condenados y estén tras las rejas.
Desde La Baldrich pedimos justicia, mientras aportamos a la construcción de una sociedad en la que no haya más casos como el de Luciano Arruga por la existencia de una maldita policía que corrompe, tortura y asesina a nuestro Pueblo con complicidad política y judicial.

Noticia

Publicación 17 de octubre (copia)
“…interpreto este movimiento colectivo como el renacimiento de una conciencia de trabajadores, que es lo único que puede hacer grande e inmortal a la Patria.” Gral. Juan Domingo Perón

A este día tan especial y sus acontecimientos decidimos dedicarle un programa especial, dado que interpretamos al 17 de octubre de la manera que lo hacía Perón. Aquí encontrarán: poemas alusivos, el General hablando de varios temas, música nacional y latinoamericana, un famoso relato del 17/10 y nuestras voces relatando diferentes cuestiones que serán intruducidas más adelante. En fin, un programa completo (aunque sabemos que el peronismo es inabarcable) realizado por militantes de La Baldrich.

En el mismo, vamos a comenzar haciendo una presentación de La Baldrich y nuestro programa radial. Luego, vamos a hablar sobre entecedente oligárquico del 17 y sus consecuencias, la respuesta popular del 17/10 y frentes contrapuestos que a partir de esos hechos se conformaron.

Seguimos con el peronismo ya en el poder, el rol del Estado Justicialista y sus implicaciones, como la Industria Nacional (FFCC, SOMISA, Gas del Estado, IAME, AFNE, IAPI, etc.).

Un aspecto fundamental que vamos a marcar va a ser la entrada de los trabajadores en la vida política del país, como así también la Constitución de 1949 y los derechos sociales. No nos olvidamos de la Unidad latinoamericana y la preocupación imperialista por la misma.

Cerraremos con los antecedentes nacionales y populares y subrayando que era, es y será el pueblo movilizado el que banque la liberación nacional. Para finalizar con el programa especial les vamos a dejar una joyita imperdible.

Para escuchar el programa, dirigirse a la sección RADIO BALDRICH

Programa emitido el 17/10/2013

- En 1778, nace en Buenos Aires Mariano Moreno, destacado revolucionario de Mayo con su “Plan de Operaciones”.

– En 1850, muere José Gervasio Artigas en su exilio en Paraguay. Uno de los más grandes caudillos, guerrero de la independencia y dirigente del Pueblo del Litoral. Enfrentó la invasión portuguesa a la Banda Oriental y constituyó la Liga de los Pueblos Libres. Encarnaba un proyecto federalista opuesto al librecambio inglés: propuso la reforma agraria, elevación del indio, proteccionismo industrial, democracia y unión latinoamericana.
Artigas
Continuar leyendo

Sampay sobre la falacia liberal de la no intervención estatal en la economía

Sampay sobre la falacia liberal de la no intervención estatal en la economía

En su “Informe para la reforma constitucional de 1949”, Arturo Sampay, padre de la constitución nacional y popular de 1949, demuestra que el principio liberal de ausencia del Estado en el proceso económico, reflejado en la Constitución de 1853, implica la intervención a favor de los que más tienen en detrimento de la felicidad del Pueblo.

Por ello, la carta magna sancionada durante el gobierno del Gral. Perón, le confirió al Estado su función estratégica en la dirección de la economía nacional en beneficio de las grandes mayorías.

Así lo plasma su capítulo número cuatro “La función social de la propiedad, el capital y la actividad económica” en el que se destaca el revolucionario Art. 40, que reza solemnemente: La organización de la riqueza y su explotación tienen por fin el bienestar del pueblo, dentro de un orden económico conforme a los principios de la justicia social. El Estado, mediante una ley, podrá intervenir en la economía y monopolizar determinada actividad, en salvaguardia de los intereses generales […].” En él también se declara imprescriptible e inalienable la propiedad nacional de los minerales, las caídas de agua y los hidrocarburos. De corte forjista, este artículo también proclama que “Los servicios públicos pertenecen originariamente al Estado, y bajo ningún concepto podrán ser enajenados o concedidos para su explotación.”, en consonancia con las medidas patrióticas tomadas por el gobierno peronista como la nacionalización de los ferrocarriles y la totalidad de los servicios públicos.
Continuar leyendo

https://www.youtube.com/user/LaBaldrich/

https://www.youtube.com/user/LaBaldrich/

Algunos ya conocen nuestra Biblioteca Digital, pero como con el texto escrito no alcanza decidimos sumar a la difusión del Pensamiento Nacional el ingrediente audiovisual a través de una videoteca en YouTube.

Instamos a su difusión con el objetivo de formar una conciencia nacional emancipadora sobre las cuestiones profundas de la Patria:
Como decía el integrante de FORJA, Gabriel Del Mazo: “Para los forjistas no basta con leer los Cuadernos de FORJA. Es necesario que los hagan circular profusamente. […] Cumplir con ese deber es un imperativo cívico de las circunstancias, porque la buena nueva de FORJA. debe llegar instantáneamente a todos los ámbitos de la república.”, hagamos propias esas palabras y compartamos con cada compañero el pensamiento y la obra que nos han legado los grandes patriotas, que es un imperativo retomar y ejecutar para la felicidad de nuestro Pueblo.

¡Las nuevas generaciones argentinas, como la de Mayo, tienen un deber emancipador que cumplir!

Por el momento podrán encontrar en La Baldrich TV:

– Recopilación propia de Fragmentos de “Perón. Sinfonía del Sentimiento”, película de Leonardo Favio. Parte 1/4.

Continuar leyendo

FM Tolva Granero

Esta semana tuvimos la excelente noticia de que la empresa estatal Fabricaciones Militares, que en épocas del Gral. Savio abría una fabrica y media por año, vuelve a fabricar vagones ferroviarios en cantidad.

Tanto el transporte, como la industria ferroviaria recuperan así un dinamismo del que no gozaban desde hace años, con la capacidad potencial de autoabastecerse en materia de cargas.

Se trata de la construcción en el plazo de 22 meses de 1050 vagones (50 Vagones Tolva Granero, 400 Vagones Plataforma Portacontenedor y 600 Vagones Espina Portacontenedor), muchos de ellos mutitrocha (pueden adaptarse a cualquier tamaño de vía reemplazando los boggies), en la planta de Río Tercero, encargados por la empresa estatal Trenes Argentinos Carga y logística.

Con una inversión de 5000 hs. de ingeniería propia, la construcción de los mismos demandará la participación de 80 trabajadores y unas 100 PYMES que actuarán como proveedoras de FM.

Es por eso que esta importante victoria, que logra hacernos de 1050 vagones de fabricación nacional en 22 meses y con solo 80 personas en planta, debiera actuar como llamado de atención ante aquellos apóstoles del derrotismo y los intereses foráneos, así como también debería servir para afirmar la fe de que no es tan difícil la tarea en algunos compañeros circunstancialmente descreídos. Sólo un componente es el más importante de todos, y se trata de la decisión política. Con eso en el haber, lo demás vendrá por añadidura.

Finalmente, desde nuestra agrupación creemos que el protagonismo del Estado en este tipo de actividades es algo fundamental para asegurar nuestra independencia económica, sin la cual, la política es sólo una ficción, por lo que la impulsamos desde La Baldrich y ofrecemos nuestro apoyo a cualquier medida tendiente a la aplicación de esta misma política en materia de fabricación de Coches de Pasajeros, recuperando para Fabricaciones Militares lo que siempre le perteneció, la fabrica EMFER (Emprendimientos Ferroviarios), hasta hace poco propiedad de los Cirigliano y hoy propiedad de la corporación estatal china C.S.R.

Afiche de Fabricaciones Militares en sus épocas gloriosas de fabricación de material rodante ferroviario.

Yrigoyen sobre explotación estatal de los recursos naturales

Yrigoyen sobre explotación estatal de los recursos naturales

Don Hipólito Yrigoyen comprendía claramente que la encargada de explotar los minerales de nuestro suelo era la Nación Argentina en beneficio de sus habitantes y, fiel al nacionalismo popular que nacía con el radicalismo, pugnó por la nacionalización de los hidrocarburos y demás riquezas de la tierra.

En cuanto al concepto de propiedad estatal de las riquezas naturales, fundamental para nuestra Independencia Económica, éste había sido impulsado por Enrique Mosconi a través del proyecto de nacionalización de los hidrocarburos, que provocó la reacción oligárquica e imperial contra el gobierno popular de Yrigoyen. (Ver nota sobre el golpe de 1930)
Continuar leyendo

Savio sobre industrializar el país
15 de marzo de 1892 – 15 de marzo de 2014
Hace 122 años nacía uno de aquellos hombres que más tarde serian recordados como “Los Generales del Pueblo”, Manuel Savio. Este Ingeniero Militar, que luego alcanzaría el grado de General de División, hizo suyo el objetivo de industrializar la Nación, que por aquellos momentos se caracterizaba por su modelo agro-exportador, sin mayores emprendimientos industriales. Con el camino marcado en la década del 20 en materia petrolera por los Grales. Mosconi y Baldrich, Savio es designado en 1936 al frente de la dirección de Fabricas Militares.
Desde ese lugar impulsaría el desarrollo de la industria pesada nacional, enviando un proyecto de ley por el cual se creaba la Dirección General de Fabricaciones Militares (FM) y se autorizaba a realizar exploraciones y explotaciones de metales de valor estratégico, como cobre, hierro, plomo, estaño, manganeso, wolframio, aluminio y berilio, al igual que no metales, como el azufre, minerales que no serian destinados a su exportación, sino que servirían como insumos básicos para la industria nacional.Los hallazgos y explotaciones que se realizaron desde FM fueron numerosos, siendo los más destacables los del hierro de Puesto Viejo, al sur de Palpalá, en Zapla; las arcillas y caolines bonaerenses, el uranio de Comechingones y de la mina “Soberanía”, de Mendoza; el cobre de Los Aparejos, en Tinogasta, Catamarca; el mineral del Paramillo, de Uspallata, Mendoza; la mina de hematita La Santa, Pastos Grandes, Salta; y el cobre y la rodocrosita de Capillitas, entre otras.

Para el año 1943, a menos de 7 años de su creación como organismo autárquico, el Gral. Savio había inaugurado 9 fábricas nuevas: Fábrica de Acero y Pólvora y Fábrica de Explosivos de Villa María, Fabricaciones Militares de Armas Portátiles “Domingo Matheu”, Tolueno Sintético, Munición de Artillería Río Tercero, Munición de Artillería “Borghi”, Vainas y Conductores Eléctricos E.C.A., Munición de Armas Portátiles “San Francisco”, Materiales Pirotécnicos y Altos Hornos Zapla), que se sumaban a las 3 ya existentes (Fábrica Militar de Equipos, Fábrica de Material de Comunicaciones y Fábrica de Aviones.
Continuar leyendo